Diversidad cultural

La música electrónica se entiende como un producto propio de sociedades occidentales anglosajonas. Sin embargo, el desarrollo de tecnología está presente en diversas partes del mundo desde diferentes perspectivas. A través de ellas podemos intentar conocer mejor otras culturas, otros contextos, otras cosmovisiones, otros sonidos.

La investigación en este sentido se realiza desde la colaboración con agentes culturales del propio contexto para que sean un puente que en diálogo, nos ayude a acercarnos más allá de la apropiación o la comprensión absoluta. La idea de mestizaje está inevitablemente presente, investigando los encuentros entre la comunidad hacker y culturas indígenas; el surgimiento de nuevos sonidos a través de instrumentos electrónicos, como el Mahraganat o electro chaabi egipcio; o el cambio de posicionamiento a la hora de establecer cánones en esta disciplina, de Latinoamérica.

Diversidad funcional

Entendemos la música electrónica, el arte sonoro y la escucha, como una herramienta que nos ayuda a conocer el mundo que nos rodea y nuestra sociedad de una manera diversa y llena de matices. Por eso, nuestros talleres, conferencias y proyectos siempre están basados en una línea de investigación que ayuda a ampliar la visión de estas disciplinas.

El aprendizaje en comunidades no normativas nos hace crecer y ver el mundo desde nuevas perspectivas. Queremos trabajar en la inclusión funcional e investigar cómo adaptar y crear herramientas de música electrónica para que puedan ser productores de conocimiento desde su propia perspectiva.

LGTBI

Cuando escuchamos el término “música electrónica” generalmente aparece en nuestra mente la idea de la música electrónica de baile, un fenómeno que se desarrolló a partir de los años 70 del siglo XX gracias a una serie de avances tecnológicos y sociales, que hoy en día parecen integrados en nuestra sociedad.

En esa imagen, aparecen una serie de “estrellas” que suelen ser hombres, blancos, y en muchas ocasiones se da por hecho su heterosexualidad. Sin embargo, el colectivo LGTBI ha tenido un papel fundamental en la creación y desarrollo de la música electrónica de baile a pesar de la invisibilización que ha sufrido. Desde la música Disco, donde además hay una fuerte influencia de personas afros y latinas, hasta las sesiones del club Le Pulp en París llevadas por lesbianas, exploramos el recorrido de la música de baile remarcando los hitos aportados por esta comunidad.

En esta línea de trabajo también exploramos la idea de “pinchada didáctica”, donde queremos potenciar el cuerpo y el movimiento como lugar de aprendizaje. Para ello, no será una conferencia al uso, sino una pista de baile donde la música irá acompañado de referencias visuales.

As for the Warehouse, it was predominantly black, gay, age probably between 18 and maybe 35. Very soulful and very spiritual, which is amazing in the Midwest because you have those corn-fed Midwestern folk that are very down-to-earth. Their hearts are always in the right place, even though their minds might not always be. Their hearts are definitely in the right place. Frunkie Knuckle entrevista en Redbull.

Pauline Oliveros

Dentro de Pioneras desarrollamos la figura de Pauline Oliveros y su concepto de Deep Listening. Pensamos que la escucha profunda es una herramienta fundamental para poder valorar no solo la música electrónica, sino el entorno sonoro que habitamos.

Entendemos la escucha como posicionamiento ante el mundo. Escucharnos a nosotras mismas. Escucharnos las unas a las otras como forma de comunicación, dispuestas a entendernos.
Queremos investigar esta actitud en el entorno educativo, para desarrollar un aprendizaje transformador. Reformular el ruido y el silencio a través de una escucha activa que ayude a ser consciente de los sonido que generamos y de los que son necesarios atender. Poner el valor de entender y atender las necesidades del grupo por parte de todos los miembros de la comunidad educativa.

Escucha todo el tiempo y sé consciente de cuando no lo estés haciendo (…) Se trata de experimentar el sonido, ser consciente de la variedad de los sonidos. La esencia de la práctica es aprender a escuchar. (Pauline Oliveros)

Pioneras

Pioneras es una línea de investigación donde visibilizamos a mujeres que han sido fundamentales para el desarrollo de la música electrónica, electroacústica y el arte sonoro, gracias a su forma de entender el sonido, interpretarlo y crearlo. A través de la vida y obra de estas personas, conocemos aspectos, herramientas y conceptos de estas disciplinas, para poder disfrutarlas con un mayor número de matices.

Este proyecto se ha desarrollado en diferentes formatos, desde talleres de una hora y media hasta talleres de una semana, siempre adecuándose a las necesidades de las instituciones y la diversidad de públicos con los que colaboramos.

  • En el capítulo I de Pioneras hablamos de figuras como Pauline Oliveros, Wendy Carlos, Clara Rockmore, Rosetta Tharpe, Delia Derbyshire o Bebe Barron.
  • El capítulo II de Pioneras está en proceso de creación, y tenemos especial interés en introducir a mujeres que vayan más allá del ámbito anglosajón.

Con esta línea de investigación queremos ampliar los imaginarios de quién puede hacer música electrónica – en el amplio sentido del término- para fomentar un aprendizaje inclusivo y diverso que enriquezca la creación y escucha contemporánea. Queremos combatir la frase como la que escribió la gran compositora e intérprete Clara Schumman en su diario en noviembre de 1939: “Alguna vez creí que tenía talento creativo, pero he renunciado a esta idea; una mujer no debe desear componer. Ninguna ha sido capaz de hacerlo, así que ¿por qué podría esperarlo yo?”